16 millones de habitantes y 18 millones de bicicletas, 22.000 km de carriles bici.
El territorio predominantemente llano, carriles bici óptimamente organizados, dotados de señal simple pero eficiente, alquileres en más de 100 estaciones ferroviarias: no hay medio de transporte mejor que la bicicleta para ir al descubrimiento de Holanda.
Aquí la bicicleta no sólo es un medio relajante y divertido para gozar del tiempo libre, sino también el medio utilizado cotidianamente para ir a la escuela, al trabajo, para salir de día y por la tarde.
Es un verdadero estilo de vida.